Fue más o menos en el año 2002 cuando comencé mi carrera artística de fotógrafo, empezando un curso de laboratorio de fotografía en blanco y negro en Parla, para seguir formándome en diferentes academias, donde hoy día sigo realizando cursos de aprendizaje.                                                                       

En mis fotografías se ve una realidad diferente, llenas de fuerza y dramatismo. Son reflejos de lo que el siento, muchas veces transformando la realidad visual, donde logro poder expresar mi visión.

Para mí la fotografía es aprender a mirar, sentir y comprender.